El 11 de junio de 1868, en la Parroquial Mayor de Bayamo, se estrenó por vez primera la melodía de una marcha patriótica, reconocida luego como Himno Nacional Cubano. Su primer orquestador fue el maestro Manuel Muñoz Cedeño.

 Aquí evocamos las circunstancias del momento, incluido aquel singular encuentro de Perucho Figueredo, su autor, con el gobernador Militar de la Plaza de Bayamo, coronel Julián Udaeta, en pleno estupor… Viajemos en el tiempo… / Edición y musicalización: Jailer Cañizares.

Impactos: 11

Ir a la fuente
Author: Reinaldo Cedeño Pineda

Powered by WPeMatico